Ryanair condenada a indemnizar a un pasajero por la huelga de los TCP

Ryanair condenada a indemnizar a un pasajero por la huelga de los TCP

La huelga de los TCP que tuvo lugar el pasado mes de septiembre del año 2018, sigue pasando factura a Ryanair, y es que, en esta ocasión, se ha visto obligada a indemnizar a un pasajero que no fue reubicado en ningún vuelo con un total de 503,59 €.

Ryanair condenada a indemnizar a un pasajero por la huelga de los TCP

El Juzgado de lo Mercantil Nº 1 de Valladolid, condena a Ryanair

Finalmente, el Juzgado de lo Mercantil Nº 1 de Valladolid ha optado por condenar a Ryanair a pagar una indemnización de 503,59 € a un pasajero que se vio afectado por la huelga de los TCP el pasado mes de septiembre de 2018.

Su vuelo que hacía la ruta de Madrid a Frankfurt fue cancelado, de manera que el pasajero solicitó que se le reembolsase el precio del mismo, más el incremento del valor respecto al nuevo billete que tuvo que adquirir para poder llegar a su destino, así como también solicitó la indemnización de 250 € por los daños ocasionados.

Ante la negativa de la empresa, finalmente se llevó el caso a juicio, donde el Juzgado tomó la determinación de exigir el pago de un total de 503,59 € al pasajero que se vio afectado por esta situación.

La condena por la huelga de los TCP se debe a que Ryanair lo hizo todo lo posible por el pasajero

En todo momento, las reclamaciones del pasajero han ido orientadas a la obligación de Ryanair de hacer todo lo posible o todo lo que esté en sus manos para reubicar al pasajero en un nuevo vuelo, consiguiendo de esta forma que pueda llegar a su destino con la menor problemática posible.

La empresa no sólo no reubicó al pasajero en ningún otro vuelo, sino que además lo dejó abandonado a su suerte, de manera que se interpuso una demanda a través de la plataforma de abogados especializados en reclamaciones aéreas alegando que el pasajero había sufrido importantes daños debido a la inacción por parte de Ryanair.

Cabe destacar que Ryanair sólo está exenta en el caso de que se produzca una huelga ajena a la compañía, siempre y cuando tomé todas las medidas que sean necesarias con el objetivo de evitar la cancelación del vuelo.

Evidentemente, tras esta resolución, lo que se demuestra no es ya el hecho de que se puede reclamar una indemnización en el caso de que las compañías aéreas no lleven a cabo todo lo que esté en sus manos para ayudar al pasajero, sino que, además, es un importante precedente a través del cual se anima a todos aquellos que se hayan visto afectados por situaciones similares, a que reclamen lo que verdaderamente les pertenece.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: